Para Reyes, se lo ocurrió a mi hermano y mi cuñada hacer una ruta por Sierra Nevada. Mereció la pena, porque aunque no había mucha nieve sí que pudimos disfrutar de un magnífico día. La carretera en buenas condiciones y el Hoyo de la Mora atestado de gente jugando a ser niños/as tirándose con lo que tenían a mano por las pendientes que te llevan al Veleta.

FOTOGRAFÍAS PARA EL RECUERDO